10 abr. 2010

TERREBLANCHE


No es mucho lo que sé de Sudáfrica, por lo que en esta entrada no tengo mas que informar del asesinato del líder del Movimiento de Resistencia Afrikáner, Eugene Terreblanche.
Ha sido víctima del salvajismo de dos negros que trabajaban en su granja, al parecer por temas salariales.
El lugar que Sudáfrica ocupa en el mundo, es muy superior al de todas las demás naciones africanas, y ello es de agradecer a la minoría blanca que ha llevado al país adelante durante los años del apartheid.
Es digno de reconocimiento la labor de los granjeros blancos asentados por toda África desde hace muchas generaciones, que defienden sus propiedades teniendo que hacer frente a las manadas de negros armados que intentan continuamente acabar con sus vidas en permanentes asaltos.
En otro orden de cosas decir que hace unas semanas se estrenó en España la película "Invictus" sobre Mandela y la final de la Copa del mundo de rugby celebrada en Sudáfrica en 1995. Por supuesto que no he ido a ver propaganda pro-Mandela pero sí he visto los trailers en los que se ve a los negros sudafricanos siguiendo este acontecimiento deportivo. ¡Y una mierda!. En Sudáfrica está bien diferenciada la pasión de los negros por el futbol y la de los blancos por el rugby. Para muestra, observad la secuencia las imágenes reales de la famosa final frente a los neozelandeses , a ver si veis un negro en las gradas. Los negros sudafricanos pasan del rugby.
Minuto 2,26 Y 3:58 .
Sirva el video tanbién para promocionar el magnífico deporte del rugby que tanto me ha enseñado.








TERREBLANCHE
d.e.p

1 comentario:

Soldado Vikingo dijo...

Tampoco he visto la película, pero si el trailer. No soy aficionado al rugby, es un deporte que no me interesa lo más mínimo, pero si que se que en Sudáfrica la población negra pasa de ese deporte. Lo que pasa es que en el trailer sacan que los negros apoyan a la selección de rugby de Gran Bretaña (que curiosamente son los antepasados de quienes crearon el apartheid, parece que se detalle se les pasó por alto a los de la película).
Por último, se nota que es propaganda a favor de Mandela, ya que me extraña que un tipo así diga "doy gracias al Dios creador por haberme hecho dueño de mi destino".
Una frase preciosa, pero que evidentemente no es suya.